En medio de varias polémicas, Darío Acevedo renunció como director del Centro Nacional de Memoria Histórica

En la tarde de este jueves 7 de julio, Darío Acevedo, director del Centro de Memoria Histórica, presentó su renuncia al cargo que venía ejerciendo desde febrero de 2019.

“El #CNMH informa ante la opinión pública que el director general, @darioacevedoc, ha radicado su carta de renuncia ante el señor Presidente de la República @IvanDuque y el director de @ProsperidadCol, @PierreGarciaJ. Su mensaje: “Construir sobre lo construido por las víctimas”, publicó en su cuenta oficial de twitter el CNMH

Cabe mencionar que toda su gestión la ejerció en medio de diferentes controversias por sus posturas, muchas veces negacionistas, del conflicto armado colombiano, pues desde el 2020  se lo acusó de haber propiciado un distanciamiento motivado con la JEP, la Comisión de la Verdad, la Unidad de Búsqueda y la Unidad de Víctimas, enlaces vitales para salvaguardar la memoria.

Por ese mismo año, Acevedo enfrentó graves cuestionamientos por el nombramiento de Fabio Bernal Carvajal como Director del Museo de Memoria de Colombia (adscrito al CNMH). Y quien al haber trabajado directamente con las Fuerzas Militares representaría solo una parte del conflicto. 

Además del polémico convenio firmado con José Félix Lafaurie, Presidente de la Federación Colombiana de Ganaderos (FEDEGAN), para reivindicar el papel de los ganaderos dentro del conflicto aun cuando estos han sido frecuentemente señalados por su financiamiento a grupos paramilitares y su oposición a la reparación de las víctimas a través de la restitución de tierras.

Precisamente, la renuncia de Darío Acevedo se dio tras un incidente de desacato que abrió la JEP en su contra a principios de junio del presente año, por haber alterado el guión “Voces para Colombia” a pesar de que este tenía medidas cautelares que le impedían cualquier modificación. 

Según lo dio a conocer El Espectador en su momento, Acevedo al parecer cambió el guión y solo se había centrado en la historia del conflicto armado de las guerrillas y el narcotráfico, editando de manera evidente el papel del paramilitarismo.

No obstante, pese a las duras críticas que recibió durante su dirección, en la carta de renuncia que presentó ante el presidente Iván Duque, Acevedo resaltó “los avances significativos en la reparación simbólica de las personas, comunidades y diversos sectores de la sociedad afectados durante el conflicto armado interno”.