Denuncian de soborno y amenazas al dueño del equipo de fútbol Águilas Doradas

El capitán del equipo Deportivo Independiente Medellín, Andrés Cadavid, denunció que habría sido víctima de  amenazas por parte del máximo accionista de las Águilas Doradas, Fernando Salazar.

“Hey, hasta cuándo nos vamos a aguantar que ese señor Fernando Salazar nos quiera ‘bravear’, ¿hasta cuándo va a venir a bravear después de los partidos? Y el escolta dizque sacando pistola, que yendo a la camioneta. Ah ah papito, aquí no, se está equivocando papi. ¿Qué cree? ¿Qué es que es se cree bandido en esta época mi hermano? Nada papá, aquí es fútbol en paz, aquí a nadie se arruga”, expresó el jugador en un video que compartió en sus redes sociales.

El hecho se habría presentado a la salida del Atanasio Girardot en la madrugada de este miércoles, tras la disputa entre los equipos antioqueños en medio de los cuadrangulares finales del campeonato de la liga BetPlay 2022.

Sin embargo, esta no fue la única denuncia contra el dueño del equipo dorado, pues tres recogebolas del DIM, dos de los cuales son menores de edad, aseguraron que el señor Salazar le había ofrecido a cada uno de ellos una suma de un millón de pesos por cada uno, siempre y cuando, “ayudaran a Águilas” tan pronto se reanudara el partido, según reseñó el medio futbolred.

Sobre el presunto soborno, uno de los jóvenes relató: “Estábamos ahí parados, esperando como estaban evaluando el terreno de juego para continuar con el partido y se me acercó él (Fernando Salazar) y me dijo que nos ofrecía un millón de pesos a cada uno si le ayudáramos a Águilas. Que les preguntara a los recogebolas de América y Pasto cómo los tenía”

Por ahora, Fernando Salazar no ha dado declaraciones públicas sobre las denuncias, mientras que Leonel Álvarez, director técnico de Águilas, sugirió en un medio deportivo local, que ha visto a muchachos que mienten y que hay que esperar para escuchar a la contraparte.