Se pararon los estudiantes en protesta

 

Por: Germán Navas Talero y Pablo Ceballos Navas

El pobre Santa Claus tendrá que pasar una fría Navidad y un helado año nuevo esperando que alguien le consiga un poquito de gas.

Se revolvió la harina para hacer pan duro. Los estudiantes se calentaron y dijeron “no más a los abusos”. En sus arengas reclamaban que las universidades volvieran a ser centros de conocimiento y no meras operaciones de negocio. Así lo expresaron en la Javeriana, en Los Andes y también en –una universidad que otrora estaba dirigida a la clase media– La Gran Colombia; la cual, gracias a su nueva administración, entró a competir con las mencionadas. Algunos estudiantes nos comentaron que el incremento anunciado, en esta última, supera el 14 %; al menos eso fue lo que nos dijeron. Mientras tanto sus directivos andan ocupados en otros menesteres como, por ejemplo, censurando expresiones de sus colaboradores. Recordemos que hace unas semanas esta universidad impidió la emisión del programa Consultorio Jurídico, amparada en una interpretación torticera de un comentario que su director hizo a la animadora. La presuntamente ofendida se murió de la risa, y aún sigue riendo, al pensar en la perversidad que requiere tener alguien para inventar semejante trama.

Lo cierto es que por estos días los estudiantes de estas universidades están muy molestos por el cambio de valores en sus matrículas, y así lo manifiestan en público y en privado. La situación es tan seria que –como no pasaba hacía mucho tiempo– todas las actividades académicas se detuvieron sin importar si contaban o no con la anuencia de los cuadros directivos. Los estudiantes resolvieron que todo tenía que parar. Veamos algunas imágenes que dan luces de lo que ocurre al interior de los campus:

WhatsApp Image 2022-11-18 at 5.39.07 PM.jpeg WhatsApp Image 2022-11-18 at 5.39.08 PM.jpeg

WhatsApp Image 2022-11-18 at 5.39.08 PM-2.jpeg WhatsApp Image 2022-11-18 at 5.39.08 PM-3.jpeg

Las imágenes que acaban de ver dan fe de que la protesta no es fruto de nuestra imaginación. Dicen los educandos que están aburridos de ver que sus esfuerzos para pagar las matrículas van a financiar un negocio, en vez de un centro de estudios, y exigen que, en estas circunstancias, las universidades se esfuercen por ellos.

–Cambiando de tema– Interesante fue la marcha la semana pasada, la cual presenciamos, en la que se vio el fervor de la gente por su Presidente. No hubo necesidad de repartir tamales ni de mandar buses a los barrios; la gente salió porque quería probar que seguía con su líder y que eran más petristas que nunca. Eso nos lleva a concluir que el Presidente lo está haciendo bien y tanto las calles como las encuestas parecen confirmarlo. Mientras esto escribíamos, imaginábamos a Duque como a Sata, rojo de la rabia, porque en su periodo como presidente no hubo ni una sola manifestación de respaldo a su gestión. Supimos que las marchas se dieron en varias ciudades del país, incluso vimos algunas fotografías, pero nosotros solo hablamos de lo que nos consta directa y personalmente.

–Por otro lado– Un fracaso y un ridículo de marca mayor es lo que hicieron Claudia López y Enrique Peñalosa –no sabemos si ese “y” es porque son socios o porque son iguales– pero lo cierto es que el oso que hicieron trayendo un vagón sin ruedas para exhibirlo por Bogotá es prueba fehaciente e indicativo suficiente de la falta de inteligencia de este par. Solo bromas hemos escuchado respecto de la manera en que se busca convencer a la opinión de que eso que planean hacer se parece a un metro. Nosotros, por el contrario, creemos que lo que están haciendo no tiene ni un centímetro de metro. Dicen que durante el evento de exhibición del vagón un niño le preguntó a su papá, “papi, ¿y cómo se mueve ese tren sin ruedas?”. La respuesta del papá fue la única posible en estas circunstancias: le dijo que ese absurdo solo pudo darse por la calidad de individuos que han gobernado en la ciudad.

Entre los pocos que respaldan este ‘proyecto’ de metro está un senador cuya elección se debe única y exclusivamente a la bendición del expresidente Uribe. Hablamos, en caso de que no lo hayan inferido ya, del nieto de ‘el estatuto de seguridad’. En su cargo anterior, como secretario de gobierno de Bogotá, miguelito dijo que para este año el metro de Peñalosa estaría operando, pero nanay cucas, porque ni en la caja de juguetes de este grandulón camina ese metro. Alguna vez escuchamos que la elección de este joven político se debía a un experimento del líder del Centro Democrático para ver si era posible que sus votantes eligieran a una persona sin masa encefálica para que los representara. ¡Y lo logró!

–Y hablando del Congreso– Aun con la visceral oposición del ex-partido de gobierno y de los megarricos, pasó la reforma tributaria. Curiosamente la fórmula que se incluyó para cobrar tributos a las grandes fortunas es la misma que hace unos meses puso en práctica el Reino Unido, pero a diferencia de lo que sucedió acá, allá no tuvieron que aguantar las amenazas de fuga de capitales, que por lo visto solo se quedan en eso: en amenazas. Un buen plan sería ir a la zona de salidas internacionales del aeropuerto y ver si los oligarcas están cumpliendo su promesa de abandonar el país. Mientras tanto, conversábamos con un campesino boyacense, quien se mostró complacido de que el gobierno hubiese cumplido con su promesa de darle R.I.P. al servicio militar obligatorio, pues le aterrorizaba la idea de enviar a su hijo al batallón. Aplausos a Alirio Uribe (@AlirioUribeMuoz), David Racero (@DavidRacero) y Gustavo Bolívar (@GustavoBolivar), quienes le metieron toda para alcanzar este objetivo en los primeros meses de la legislatura.

Si llegó hasta acá, gracias por su generosa lectura. Esperamos sus comentarios e incluso los insultos. ¡Hasta la próxima!

Adenda: una breve mención al tema de moda. Sí, el dólar sigue subiendo, pero no solo en nuestro país, y para cerciorarse basta con hacer una búsqueda en Google. Esta divisa va en ascenso porque así lo han querido los gringos con sus maniobras sobre las tasas de interés y las demás medidas que han puesto en marcha y con las que buscan controlar la inflación. No obstante, todo indica que hay un país que logró mantenerse al margen de la volatilidad cambiaria: Turquía. ¿La razón? Estarían a punto de quedarse con el monopolio del gas tras la moratoria a la compra de la producción rusa.

Adenda II: Según nos cuenta nuestro periodista colaborador, Francisco A. Cristancho R., gran padecimiento atraviesa hoy el rascador oficial de doña María Fernanda Cabal. Su corazón se partió desde que se enteró sobre el acercamiento de José Félix Lafaurie al proyecto de PAZ del presidente Petro. ¿Seguirá Polo Polo al servicio de la familia Lafaurie-Cabal, o qué rumbo tomará?

 

1 Comment on "Se pararon los estudiantes en protesta"

  1. jajaj jamás pensé ver imagenes mamertas atribuidas a las Universidades Públicas en Universidades Privadas. Las tipicas sillas en nuestro caso eran de madera, como barricada para obstaculizar el ingreso a aula y la catedra. Ver sillas en una total obra de arte post-moderna, haciendo veces de torre de pizza en una U Privada es simplemente realismo mágico gracias a los técnocratas como Alejandro Gaviria que sigue sosteniendo que la educación es un «Servicio Social» y no un derecho. Esto llevó a que Edu Superior no sea un esfuerzo por la sociedad del conocimiento sino un vulgar negocio donde la vacuna semestral, está empezando a generar los neomamertos de clases medias. Otrora tiempo nos tocó y nos ha tocado a nosotros para ser escuchados. Bienvenida la protesta de los estudiantes de las U Privadas que no están en una Publica porque no tuvieron el puntaje de las pruebas SABER para lograrlo, porque no pasaron los monstruosos examenes de la Nacho o las Universidades Departamentales y les tocó someterse a una privada con creditos de Icetex a bordo. No hay algo más ridiculo que un estado le ponga obstaculos a sus jovenes para aprender.

    Que vivan los estudiantes decia en su canción Mercedes Sosa. Y que tal si nos imaginamos la U Publica universal y gratuita, es una deliciaaa diria un viejito corrupto y cascarabias por ahí. De que vivirian las privadas?. Se sensibilizarian al ver que la demanda de sus «servicios sociales» disminuirian significativamente?.

Comments are closed.