Avianca y Wingo reciben millonarias multas por no resolver de manera oportuna las quejas y reclamos de los usuarios

La Superintendencia de Transporte sancionó este viernes a las aerolíneas Avianca y Wingo por no contar  con canales idóneos para atender de forma oportuna y eficaz las reclamaciones de sus usuarios.

Las aerolíneas fueron sancionadas por una suma de $113.565.750 (Avianca) y $68.139.450 (Wingo) y además deberán presentar un diagnóstico del plan de atención a los usuarios que actualmente tienen implementado.

Según pudo establecer el ente de control, “las aerolíneas investigadas no tenían a disposición de los pasajeros canales de atención suficientes para resolver de forma oportuna las solicitudes o reclamaciones de aquellos”.

Para la Superintendencia “los usuarios se vieron sometidos a largos tiempos de espera en las líneas telefónicas, no lograron respuesta a su solicitud ni aún acudiendo a los otros medios de atención, y las indicaciones suministradas, en algunos casos, fueron dilatorias o no ajustadas a la realidad (… ) 

Así las cosas, la entidad concluyó que “si bien los usuarios contaban con canales accesibles, estos no tenían la capacidad para solucionar de fondo, de manera idónea, eficaz, oportuna y apropiada, los motivos por los que acudían a los mismos”.

Wilmer Salazar Arias, superintendente de Transporte, hizo un llamado a las empresas a respetar el derecho fundamental de presentar las reclamaciones respetuosas.

“Es importante hacer un llamado a los empresarios del sector para que respeten los derechos de los usuarios, especialmente, los términos y condiciones en los que se debe realizar el reembolso del valor pagado, cuando el consumidor decide desistir o retractarse”