“Si mal político es pedir contratos; coimas y comisiones; soy el peor político de todos”: Gabriel Vallejo

En un evento de campaña llevado a cabo este miércoles en Pereira, Gabriel Vallejo Chujfi, representante a la Cámara por el Centro Democrático, declaró que es un mal político por pedir contratos, coimas y comisiones, y también por olvidarse de rendir cuentas y de escuchar a la ciudadanía.

En el video que circula en redes sociales, el representante Vallejo, que aspira a reelegirse el próximo 13 de marzo, dice: Si mal político es pedir contratos, si mal político es exigir coimas, si mal político es exigir comisiones, si mal político es olvidarse de rendir cuentas y escuchar a la ciudadanía, soy el peor político de todos. Si ese es el significado de ser mal político, soy muy mal político”.

 

Las reacciones al video no se hicieron en esperar y en minutos el nombre del representante se volvió tendencia en Twitter. Algunos usuarios de la red social aseguraron que sus palabras son una confesiónde su actuar como político y el resultado de un ataque de sinceridad: “Gabriel Vallejo del Partido Centro Democrático acepta que es un pésimo político y recibe coimas y/o comisiones”; “Gabriel Vallejo no puede ser tan descarado, son pruebas suficientes para investigarlo”; “importante la confesión del congresista Gabriel Vallejo. Un llamado a todo el uribismo para que emule este ataque de sinceridad”; “Gabriel Vallejo confesó lo que hace como político”; “el ataque de sinceridad más espectacular de la historia”.

Por su parte, el representante aclaró que todo se trató de un lapsus y que lo más importante es la ética.

 

If you found an error, highlight it and press Shift + Enter or click here to inform us.

2 Comments on "“Si mal político es pedir contratos; coimas y comisiones; soy el peor político de todos”: Gabriel Vallejo"

  1. Luis G. Cardona | 14 enero, 2022 at 12:59 pm |

    La psicología -en cabeza de Sigmund Freud y otros- ha demostrado ampliamente que, en los lapsus linguae se dice siempre la verdad. Son cosas ciertas que se llevan tan reprimidas que, repentinamente se escapan y nos juegan una mala pasada. Así las cosas, lo que el señor, Gabriel Vallejo, hizo fue tener un escape de penosa verdad… ¡y eso ya no tiene reversa!

  2. La psicología -con Sigmund Freud a la cabeza- ha demostrado ampliamente que en los lapsus linguae se dice siempre la verdad. Es como si la llevásemos tan reprimida que, súbitamente se escapa y nos juega una mala pasada.

Comments are closed.