Bogotá se viste de esperanza por la vida y por la paz

Bogotá se viste de esperanza por la vida y por la paz

Por: Heidy Sánchez 

Desde el pasado domingo 1 de noviembre la ciudad de Bogotá se ha convertido en epicentro de movilizaciones, actos políticos y de memoria histórica, ante las expresiones sociales que desde todos los puntos cardinales de la geografía nacional se dieron cita para gritarle al gobierno de Iván Duque: ¡Que pare el Genocidio!

Esta concentración de más de 2.000 personas, que se ha denominado peregrinación por la vida y por la paz, surge como grito desesperado de las y los excombatientes y la sociedad en general por la defensa de la vida de defensores de derechos humanos y buscadores de la paz. Desde la firma del acuerdo entre las FARC-EP y el Gobierno Nacional en el año 2016, han sido asesinados 236 firmantes y más de 1.000 líderes y lideresas sociales. Es por eso que organizaciones de derechos humanos, el movimiento campesino, étnico y popular de todo el país, los partido políticos FARC, Unión Patriótica y algunos congresistas del Polo Democrático, el partido Verde y MAIS se han dado cita con el objetivo de exigir el cumplimiento integral del acuerdo de paz, así como para levantar la voz reclamando acciones concretas contra el retorno del paramilitarismo y el aumento sistemático y progresivo de vulneración de derechos humanos ante la parsimonia del Gobierno Nacional encabezada por Iván Duque y el Centro Democrático.

El día de la llegada de la peregrinación se realizó un acto simbólico en el sitio donde fue asesinado Manuel Cepeda Vargas por el paramilitarismo en complicidad con el Estado, con el objetivo de recordar que los anhelos de paz con justicia social no pueden costar la vida. Nuestra intervención pública se basó en la necesidad del cumplimiento integral del acuerdo y el clamor por la continuidad de diálogo con el ELN, la unidad de los sectores democráticos y progresistas en defensa de las causas territoriales como los derechos ambientales, étnicos y a la tierra, y el total respaldo a líderes y lideresas sociales que desde la Colombia profunda buscan que se haga realidad la paz con justicia social.

De allí se emprendió la movilización hacia la Plaza de Bolívar para llenarla de esperanza, juntar los anhelos de paz, y exigir soluciones por parte del Gobierno sobre la situación del país. No obstante, mientras hombres, mujeres, niños y niñas que llevaban más de 15 días de camino exigen a gritos no ser asesinados, el gobierno se caracteriza por su ausencia, pareciendo que le afanara más las elecciones norteamericanas que la muerte de nuestra gente a manos del paramilitarismo.

El día de martes 3 de noviembre se realizó un nuevo acto político en la plaza de Bolívar bajo la consigna de “No más asesinatos a la paz”, donde las y los excombatientes realizaron una exposición de sus proyectos productivos cargados de paz, miel, yogurt, cerveza artesanal, queso de búfala, tamales, ropa, maletas y accesorios, entre otros productos, que demuestran la voluntad y el compromiso con el acuerdo, y la esperanza del su cumplimiento integral. Lamentablemente, una vez más el Gobierno Nacional demostró su despotismo dejando plantada la paz.

Ante este nuevo incumplimiento, la peregrinación por la vida y la paz realizó reuniones con los países garantes del acuerdo, Cuba y Noruega, donde no solo hubo un intercambio en torno al preocupante estado del cumplimiento de lo pactado, sino para analizar medidas de seguridad en las regiones del país. La paz en Colombia debe contar con la solidaridad y acompañamiento global, por lo que el sistema de Naciones Unidas y la comunidad internacional han expresado preocupación por el creciente número de excombatientes de FARC asesinados; así como de líderes sociales y defensores de derechos humanos.

Bogotá está llena de esperanza por la vida y la paz, por eso estamos seguros y seguras que la movilización social es el camino, por lo que la campaña por la vida y por la paz se vincula al paro nacional del próximo 19 de noviembre, exigiendo el respeto a la vida y por los acuerdos.

En la Calle nos seguiremos viendo, porque la paz con justicia social siempre será nuestra bandera.

 

If you found an error, highlight it and press Shift + Enter or click here to inform us.

1 Comment on "Bogotá se viste de esperanza por la vida y por la paz"

  1. Francisco Javier Romero Quintero | 4 noviembre, 2020 at 4:49 pm |

    Apoyo la movilización, paren el genocidio, ya

Comments are closed.