miércoles, julio 24

Exsoldado declaró que una unidad del Ejército encabezada por Zapateiro tuvo alianzas con los paramilitares

El testimonio fue dado a conocer por Vorágine, allí mostraron que en una declaración bajo juramento el exsoldado expresó, que una unidad del Ejército encabezada por el actual comandante de la institución, el General Eduardo Zapateiro, tenía alianzas con los paramilitares. 

Alberto Furnieles, quien perteneció a las filas del Ejército, rindió su versión ante un fiscal.  Allí narró  que también hizo parte de las filas de los paramilitares y terminó siendo escolta de Fredy Rendón Herrera, alias el “Alemán”, uno de los máximos jefes de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC). 

Furnieles detalló que estos hechos sucedieron cuando él se presentó a prestar el servicio militar, hace más de 25 años, según él fue a la Brigada XVII, ubicada en el municipio de Carepa, Antioquia, el capitán de la época era Eduardo Zapateiro, quien hoy comanda el Ejército. 

De acuerdo con el informe presentado por Vorágine, uno de los documentos reveló que hubo permisividad por parte de los militares para que las AUC pudieran cometer hechos violentos en contra de la población civil. 

Según  el informe presentado por el medio antes mencionado, “Carlos Arturo Furnieles ratifica lo manifestado en cuanto a la coordinación entre militares y autodefensas en versión del 16 de abril del 2009, donde habla del capitán Zapateiro, comenta sobre un desplazamiento en unos camiones hacia el sector El 40, jurisdicción del municipio de Chigorodó, narra la permisibilidad por parte de los militares para que las autodefensas pudieran cometer hechos contra la población civil, manifiesta haber estado en un simulacro (de combate) que se hizo para desvirtuarse a la población civil los nexos entre militares y paramilitares”. 

El exuniformado también rememoró el asesinato de un reconocido profesor de la vereda “Barranquillita”, del que el exsoldado fue testigo. Según el compareciente, el Ejército no hizo nada, no obstante, un perteneciente a la comunidad y alumno del profesor declaró que el educador fue sacado de su casa por uniformados que portaban las escarapelas de la AUC y miembros del Ejercito.

Tal y como lo determinó el exalumno del profesor, el asesinato del docente fue alegado y protestado por la comunidad, el hecho quedo impune y nunca fue investigado.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *